Efrén Llarena prepara en Sarón el asalto final al ERC

Efrén Llarena y Sara Fernández están a un solo paso de conseguir, ya de forma matemática, el triunfo final en el Campeonato de Europa de Rallys (ERC), algo que podría suceder ya en el rally de Barum (República Checa), que se disputará entre los días 26 y 28 de este mismo mes de agosto.

Para tratar de afinar al máximo su propia preparación y la del coche, la dupla oficial del equipo MRF-KTVA han tomado la decisión de tomar parte este mismo fin de semana en el Rally Cristian López Herrero de Sarón donde, como el propio Llarena explica, «hemos querido preparar Barum corriendo en casa y también con el objetivo de probar los neumáticos MRF en condiciones de bajo grip«.

Llarena ha alcanzado esta temporada un nivel de pilotaje excelente como bien demuestra su andadura en el ERC. Por ello, es consciente de que de cara a esa cita de Sarón «es probable que seamos los favoritos», pero eso no quiere decir que llegue con la guardia baja al rally ya que «sabemos que la gente corre muchísimo y que nos va a costar estar delante. No es algo que me condicione de ninguna manera. Nosotros vamos a intentar hacer nuestro propio rally».

Pensando en el medio plazo, el piloto oficial del equipo MRF-KTVA reconoce que su prioridad en Barum será pensar en el ERC y no tanto en la victoria parcial. Por ello, reconoce que «ahora ya es un momento de echar mano de la calculadora».

Respecto a la próxima cita checa, Efrén Llarena explica que él y Sara Fernández «tenemos que ir a Barum teniendo en cuenta que llevamos muchos puntos de ventaja, terminar la competición y, si se puede, cerrar el campeonato allí».

Una situación, la de estar tan cerca del objetivo final de alzarse con el trofeo del ERC, que, afirma el piloto burgalés, «no me hace sentir ninguna presión». Aunque su sueño está cada vez más cerca, Llarena tira mano de la experiencia acumulada a lo largo de los últimos años y recuerda que «desde que empecé nunca he sentido presión. Es verdad que este año ha habido momentos en los que hemos estado presionados, pero lo hemos sabido solventar bien, así que no supone problema alguno».

Recientemente, además, se recibió la buena noticia de que el Rally de Catalunya será la sede de la última cita valedera para el ERC de la actual temporada. Algo que el piloto del equipo MRF-KTVA considera que «es una gran noticia para la afición española y para el RACC, organizador del rally y, por supuesto, para la Federación Española».

Allí, si todo sale según lo previsto, Llarena llegará con el título del ERC matemáticamente asegurado, por lo que podría convertirse en un escenario ideal en el que dejar su tarjeta de presentación ante los máximos responsables de los grandes equipos del Mundial.

Llarena no quiere, en cualquier caso, plantearse grandes retos ya que «deportivamente, no sé hasta dónde podremos llegar ya que dependerá de la posición de salida». Pero el buen aficionado a los rallys ya conoce de sobra el carácter competitivo del piloto burgalés, por lo que no es de extrañar que ya esté pensando en los momentos idóneos para brillar con luz propia.

En ese sentido, Llarena avanza que «será sobre todo en las segundas pasadas, cuando las condiciones de la carretera sean las mismas para todos, podremos tratar de hacer algún tiempo; pero es cierto que en las primeras pasadas, cuando saldremos por detrás de todos los WRC, será muy difícil porque la pista estará muy sucia. Lo que seguro que haremos aprovechar todas las oportunidades que haya para poder dejar un tiempo bueno y que se nos vea».

También podría interesarte
Deja una respuesta