Evans lidera la reñida lucha en Ypres con Rovanperä fuera

Elfyn Evans ha mantenido a raya a Ott Tänak y ha liderado el Ypres Rallye de Bélgica tras un emocionante primer bucle en el que Kalle Rovanperä ha abandonado.

El galés heredó el liderato en el TC2 cuando su compañero de equipo en el Toyota GR Yaris, Rovanperä, ganador del primer tramo, abandonó de forma dramática.

Rovanperä se metió en una zanja de drenaje en la parte exterior de una curva a izquierdas, lo que hizo que el coche diera una vuelta de campana espectacular. Aunque él y su copiloto Jonne Halttunen salieron ilesos, sus esperanzas de conseguir el título esta semana se acabaron.

Evans, armado con una ligera ventaja obtenida durante la especial inaugural, se enfrentó a Tänak, de Hyundai Motorsport. Ninguno de los dos se sintió cien por cien cómodo en las rápidas y estrechas carreteras de las granjas de Flandes y no hubo mucho que dividiera a la pareja.

Tänak se vio favorecido por una superficie más limpia desde el primer momento en la carretera y redujo la ventaja de su rival a sólo seis décimas de segundo en la penúltima especial. Evans respondió entonces, superando al estonio en Langemark y llevando una ventaja de 2,3 segundos al bucle de la tarde de cuatro tramos repetidos.

«Estuvo bastante bien para ser honesto», dijo Evans. «Estábamos encontrando un mejor equilibrio entre ser limpios y empujar».

«Estoy contento con mi pilotaje, pero, por supuesto, esto es muy pronto y aún queda mucho camino por recorrer», añadió.

El favorito local, Thierry Neuville, ha completado los tres primeros puestos a 6,5 segundos de distancia después de una salida titubeante con su Hyundai. Un exceso de velocidad en el TC1 le costó al belga unos 10 segundos y, a pesar de ganar un tramo, le faltó confianza.

«Es muy diferente en comparación con el año pasado y me cuesta mucho encontrar la confianza», explicó Neuville.  «No me siento bien en el coche en este momento: tengo muchas aberturas en el diferencial y las ruedas se bloquean en las frenadas».

El piloto del Yaris, Esapekka Lappi, ha quedado por detrás de Neuville a 12,4 segundos en la cuarta posición de la general. Fue el último piloto afortunado en completar el último tramo en seco y le arrebató la posición a Adrien Fourmaux, que perdió más de un minuto al pasar de puntillas por el agua estancada.

A sólo 4,2 segundos, en la quinta posición de la general, se encontraba un frustrado Craig Breen, que también se pasó en la primera especial. Prometió grandes cambios de puesta a punto en la asistencia de mitad de día y aventajó a su compañero de equipo en M-Sport Ford Puma, Gus Greensmith, en 32,8 segundos.

Oliver Solberg adoptó un planteamiento conservador tras su abandono en Finlandia y se mantuvo séptimo por delante de Fourmaux, mientras que los líderes del WRC2, Andreas Mikkelsen y Yohan Rossel, completaron las primeras posiciones.

Takamoto Katsuta se ha quedado a más de cuatro minutos de la cabeza tras sufrir un problema de transmisión en su Yaris. En algunos momentos, el piloto japonés tuvo que cambiar al modo EV para poder volver a la carga.

 

También podría interesarte
Deja una respuesta