Ogier apunta a las Extreme E con su propio equipo

Con la temporada 2021 del WRC comenzando tras la disputa del Rally de Montecarlo, Sébastien Ogier ha tenido otra oportunidad de hablar sobre su futuro, que bien podría pasar por el Extreme E, una disciplina internacional compuesta por cinco carreras al volante de un coche eléctrico único, el ODYSSEY 21, un SUV 4X4 que desarrolla alrededor de 550 caballos de potencia.

“No ha sido posible combinar WRC y Extreme E este año. Habría estado lejos de mi familia demasiado tiempo y eso no es lo que estoy buscando. A partir de 2022 podría hacerlo, porque las cosas cambiarán. Conduciré por mí mismo en Extreme E», dijo el francés en la revista L’Automobile, especulándose en Francia que lo podría hacer como jefe de equipo de su propia estructura y piloto como Jenson Button en 2021.

Este campeonato Extreme E ganó a muchas figuras del automovilismo y del WRC como Sébastien Loeb y Carlos Sainz, pero también a estrellas del Rallycross como Johan Kristoffersson, Timmy Hansen y Mattias Ekström.

Además de este proyecto eléctrico que ya está en marcha, el de Gapençais recuerda que puede que tenga que competir en algunos rallies del WRC la próxima temporada, y obviamente los rumores le sitúan en el Rally de Montecarlo.

El siete veces campeón del mundo también aspira a participar en una de las carreras más importantes del mundo. “Además, tengo la oportunidad de hacer rallys y afrontar otros retos con Toyota como son las 24 Horas de Le Mans. Tengo muchas ganas y poca experiencia en los circuitos. De hecho, se trata de dos carreras en la Porsche Cup y un fin de semana en el DTM».

También podría interesarte
Deja una respuesta