Óscar Fuertes no se rinde y sigue vivo en el Dakar

-El piloto de SsangYong Motorsport completa la sexta etapa a medianoche después de romper un palier al comienzo de la misma.

-El madrileño y su copiloto Diego Vallejo tienen que esperar la llegada del camión de asistencia antes de poder continuar.

“El pilotaje en esta especial ha sido como subir una montaña nevada y bajarla… pero con un coche”, ilustra el piloto.

El arranque de la segunda mitad del Dakar 2019 no ha sido benévolo con el equipo SsangYong Motorsport. Con las pilas cargadas después de la jornada de descanso en Arequipa, este domingo Óscar Fuertes y Diego Vallejo tomaban la salida de la sexta etapa hacia San Juan de Marcona a tope de fuerzas y de moral, pero un imponderable se ha cruzado en su camino. Una de las dunas del tramo inicial de la especial ha provocado la rotura de un palier, lo cual les ha obligado a esperar al camión de asistencia antes de poder continuar.

La especial del día estaba dividida en dos partes y la incidencia ha sucedido al comienzo, durante un tramo de 57 kilómetros sobre una zona conocida como las dunas de Tanaka, las más correosas de Perú. Un terreno muy insidioso que el Rexton DKR estaba superando con solvencia, bien guiado por el piloto madrileño y su copiloto gallego, hasta la avería del palier. Una vez reparado el vehículo, la dupla de SsangYong Motorsport ha seguido adelante para afrontar los 233 kilómetros de la segunda parte de la especial con buen ritmo, pero las horas perdidas les han hecho llegar al campamento alrededor de la medianoche.

Un día más, pues, la etapa del Dakar se ha convertido en toda una odisea para los integrantes de SsangYong Motorsport, con un pilotaje muy delicado sobre la arena blanda de las dunas. “La definición más adecuada que se me ocurre es que ha sido como subir una montaña nevada y bajarla… pero con un coche”, ilustra Fuertes. Con la dificultad añadida de que las últimas tres horas (casi 150 kilómetros) los han tenido que hacer de noche. “Ha sido una etapa larga y dura, pero el coche ha ido bien una vez reparado y nos mantenemos de muy buen ánimo”, resume el excampeón de España de Rallys de Tierra, bien secundado por Diego Vallejo. El copiloto gallego ha vuelto a manejarse muy bien con el road book en una especial con un 80% del recorrido fuera de pistas, donde la navegación volvía a resultar crucial.

Este lunes se disputa la séptima etapa del Dakar, un bucle alrededor de San Juan de Marcona con una especial de 323 kilómetros y prácticamente sin enlaces. Óscar Fuertes y Diego Vallejo vuelven a estar en la línea de salida optimistas a pesar de los contratiempos. “Lo más importante es que seguimos adelante, bien compenetrados y en forma, y que el equipo SsangYong Motorsport se está mostrando capaz de superar todas las adversidades que nos lanza la carrera”, valora el piloto.

PUBLICIDAD

Suscríbete a nuestra Newsletter
Suscríbete para recibir la mejor información del motor en tu correo
Puede darse de baja cuando desee
También podría interesarte
Comentarios