Thierry Neuville, primer líder del Vodafone Rallye de Portugal

Thierry Neuville se hizo con una ventaja inicial en el Vodafone Rallye de Portugal el jueves por la noche tras ganar un espectacular tramo inicial por las calles de Coimbra.

El belga paró el crono 0,6 segundos más rápido que su compañero de equipo en el Hyundai i20 N, Ott Tänak, en la especial de asfalto que rodean las orillas del río Mondego, en la antigua capital del país.

Neuville se ha mostrado muy elegante en las curvas cerradas y en las rotondas, para deleite de los aficionados, en lo que ha sido un calentamiento para los tres días de acción sobre tierra caliente y polvorienta, en el norte y el centro del país.

«Ha sido un tramo inaugural muy bonito», sonrió Neuville. «Ha sido bastante complicado, pero es bueno volver a ver al público porque los últimos tres años no han sido tan agradables. Espero que haya una gran lucha este fin de semana».

Los tres primeros clasificados han quedado separados por 1,4 segundos, con el irlandés Craig Breen ocupando la última plaza del podio por delante de su compañero de M-Sport Ford Puma, Gus Greensmith, a cuatro décimas.

Sébastien Ogier, de vuelta al volante de un Toyota GR Yaris por primera vez desde la prueba inaugural de enero del Campeonato del Mundo de Rallyes de la FIA, fue quinto, mientras que su compañero de equipo y líder del campeonato, Kalle Rovanperä, completó los seis primeros puestos.

Takamoto Katsuta, el nueve veces campeón del mundo Sébastien Loeb, el ganador de 2021 Elfyn Evans y Adrien Fourmaux completaron el top 10.

El tramo siguió a la ceremonia de salida en el centro de la ciudad y, antes de la acción, los aficionados pudieron disfrutar de carreras de demostración de casi 20 coches clásicos como parte de las celebraciones de la 50ª temporada del WRC.

El viernes por la mañana las cosas se ponen más difíciles cuando los equipos se enfrentan a tres tramos de tierra cerca de Arganil, donde se cambian los neumáticos antes de repetir el trío por la tarde. Un recorrido por Mortágua y una especial side-by-side en el circuito de rallycross de Lousada cierran la jornada.

Al no permitirse ningún tipo de asistencia hasta que los competidores regresen a Matosinhos por la noche, excepto las reparaciones en marcha realizadas por las tripulaciones con las herramientas que llevan en sus coches, los problemas mecánicos en los 122 km de competición podrían resultar costosos.

También podría interesarte
Deja una respuesta