Los Ferrari mandan en Las Vegas

La primera sesión es cancelada después de que la tapa de una alcantarilla mal sellada golpeara con fuerza en los bajos del SF-23 de Sainz. El español será sancionado por cambiar las partes del monoplaza dañadas pese a ser necesario.

El piloto monegasco de Fórmula 1 Charles Leclerc (Ferrari) lideró la segunda y única sesión de entrenamientos libres de este viernes en el Gran Premio de Las Vegas, por delante de los españoles Carlos Sainz (Ferrari) y Fernando Alonso (Aston Martin), mientras el campeón Max Verstappen (Red Bull) solo pudo marcar el sexto mejor tiempo de la jornada, a casi un segundo de la cabeza.

En una segunda sesión que arrancó con dos horas y media de retraso y con una duración de 90 minutos, después de que la prevista primera toma de contacto en Las Vegas se cancelara por problemas con las alcantarillas en el circuito, Leclerc fue el más rápido sobre el ‘brillante’ trazado estadounidense con un competitivo 1:35.265.

El monegasco lideró el doblete de Ferrari en el debut de Las Vegas, seguido de Carlos Sainz a medio segundo, confirmando que la escudería italiana, como en Singapur o Monza, son favoritos para estar delante en la carrera de este fin de semana. El ‘podio’ lo completó el asturiano Fernando Alonso, también a 5 décimas, dando un paso más en la progresión que arrancó en Sao Paulo.

Los pilotos comenzaron la sesión con un ritmo alto, aunque el trazado estaba muy ‘verde’ al principio, por lo que el agarre y los tiempos fueron mejorando con el paso de los giros. Desde el principio, los Ferrari apretaron con las gomas blandas y no tardaron en bajar a los 1:38, aunque seguidos muy de cerca de un Verstappen que, sin embargo, no terminó de estar cómodo, de excursión en varias ocasiones por las escapatorias.

Ya en la segunda tanda, y con blandos nuevos, Leclerc se vio amenazado por el británico Lewis Hamilton (Mercedes) y Alex Albon (Williams), que se quedaron a 3 y 28 milésimas, respectivamente. Sí consiguió colocarse en lo más alto Fernando Alonso, ya sin el neumático medio.

Pero el monegasco se empeñó en liderar estos Libres 2 en Las Vegas, antes de probar con tandas más largas. Y en su primer intento en la tercera tanda con gomas nuevas bajó hasta el 1:35.696, mientras que Sainz hizo 1:35.782 y Fernando Alonso 1:35.793.

Ya más lejos quedó, cuarto y a 8 décimas, Sergio Pérez (Red Bull), con Valteri Bottas (Alfa Romeo) cerrando el ‘Top 5’. Verstappen se conformó con el sexto mejor tiempo a 9 décimas de Leclerc, mientras que Nico Hülkenberg (Haas), Lance Stroll (Aston Martin) y Hamilton completaron los 10 primeros puestos. La incógnita de estos libres fueron los McLaren de Lando Norris, undécimo, y Oscar Piastri, decimocuarto, a más de medio segundo.

La primera sesión, cancelada por las alcantarillas

La primera sesión de entrenamientos libres del Gran Premio de Las Vegas se canceló después de que Sainz tuviera un problema con la tapa de una alcantarilla que destrozó los bajos de su monoplaza, un incidente que también obligó a retrasar la segunda práctica dos horas y media.

Cuando no hacía ni 10 minutos que habían comenzado la sesión, el madrileño detenía su coche en la recta del Strip después de que su coche sufriera una sacudida antes de que el motor dijera ‘basta’. Tras la incertidumbre inicial, se confirmó que la tapa de una alcantarilla, que no estaba bien sellada, había golpeado con fuerza en los bajos del SF-23 de Sainz, quedando incluso incrustada y provocando daños en el asiento, el chasis, el motor y la batería. El francés Esteban Ocon (Alpine) también se vio afectado.

Ante esta situación, que empaña todo el ‘show’ y parafernalia que ha rodeado al GP en las últimas semanas y pone en entredicho la seguridad del trazado, la FIA, después de que sacara la bandera roja, decidió cancelar la sesión hasta resolver el problema y revisar todas las alcantarillas del circuito. Además, la segunda sesión de libres se retrasó hasta las 11.00 hora peninsular española, siendo esta de 90 minutos.

Más tarde se ha sabido que Carlos Sainz será sancionado por cambiar la batería, el motor y el chasis de su monoplaza, a pesar de las «circunstancias externas muy inusuales» que han provocado estos cambios.

Los comisarios de la FIA han determinado que «a pesar del hecho de que el daño fue causado por circunstancias externas muy inusuales, el artículo 2.1 de la Fórmula 1 obliga a todos los oficiales a aplicar el reglamento tal y como está escrito», por lo que, «en consecuencia, debe aplicarse la sanción obligatoria especificada en el artículo 28.3 del Reglamento Deportivo».

No obstante, los propios comisarios, que no han detallado aún la sanción, también señalan que «si tuvieran la autoridad para conceder una derogación en lo que consideran en este caso circunstancias atenuantes, inusuales y desafortunadas, lo habrían hecho, pero el reglamento no permite tal acción».

También podría interesarte
Deja una respuesta