Victoria histórica de Audi en el Rally Dakar 2024

● El Audi RS Q e-tron gana el rally más duro del desierto con un innovador sistema de propulsión
● Carlos Sainz y Lucas Cruz logran su cuarta victoria personal
● Gernot Döllner: «Audi ha vuelto a marcar un hito»

Audi hace historia: por primera vez, un prototipo de bajas emisiones con propulsión eléctrica, batería de alto voltaje y convertidor de energía gana el rally del desierto más duro del mundo. Los españoles Carlos Sainz y Lucas Cruz han conseguido la primera victoria de Audi en el Rally Dakar, tras unos 7.900 kilómetros con una ventaja de 1h 20min. Mattias Ekström/Emil Bergkvist también cruzaron la línea de meta.

«Enhorabuena al equipo Audi Sport por ganar el Rally Dakar», declaró Gernot Döllner, Presidente del Consejo de Dirección de AUDI AG. «Audi ha vuelto a marcar un hito en el deporte del motor. Ganar el rally del desierto más duro del mundo con un propulsor electrificado es un visible ‘Vorsprung durch Technik’ (‘A la vanguardia de la técnica’) y señala el camino hacia nuestro futuro eléctrico». El Audi RS Q e-tron tiene tracción integral eléctrica. El suministro de energía está asegurado por una batería de alto voltaje y un convertidor de energía que funciona con reFuel a base de combustible residual, evitando así un 60% de emisiones de CO2 en comparación con los combustibles convencionales.

«Con nuestro revolucionario propulsor electrificado, hemos superado uno de los mayores retos del automovilismo después de sólo tres años. Continuamos así una larga serie de logros pioneros que siempre han caracterizado a Audi durante cuatro décadas de automovilismo. Me gustaría dar las gracias a todo el equipo por este extraordinario rendimiento en una edición especialmente dura del Rally Dakar», dijo Oliver Hoffmann, Director de Desarrollo Técnico de Audi. En el Rally Dakar, Audi se ha enfrentado a las dos marcas Toyota y Ford, así como a los experimentados rivales de Prodrive, que demostraron ser duros contrincantes.

Carlos Sainz y Lucas Cruz afianzaron su gran ventaja tras haber estado en cabeza sin interrupción desde la sexta etapa. Para los dos españoles, que terminaron primeros en 2010, 2018 y 2020, este es su cuarto éxito con una marca diferente, incluyendo el segundo del Grupo Volkswagen. Sin embargo, Sainz, bicampeón del mundo de rallies, y su experimentado copiloto no pudieron estar seguros hasta poco antes del final. Sébastien Loeb/Fabian Lurquin, del equipo BRX, les seguían de cerca y siguieron recortando distancia hasta que su coche sufrió daños el penúltimo día. «Ha sido una actuación de equipo abrumadora», dijo el Director de Audi Sport, Rolf Michl. «Todos han colaborado para hacer posible este resultado histórico para Audi. Muchas gracias a este maravilloso equipo. Hoy hemos escrito un nuevo capítulo para Audi, pero también en la historia del Rally Dakar”.

Etapas diarias de a menudo más de 400 kilómetros, dos etapas maratón con servicio limitado o incluso sin servicio, así como 4.600 kilómetros cronometrados y 7.883 kilómetros en total caracterizaron el Rally Dakar 2024. Caminos de grava y pedregales afilados, pero también imponentes cadenas de dunas en el desierto del Empty Quarter de la Península Arábiga y una navegación a menudo difícil exigieron todo el potencial de los equipos. Carlos Sainz, que a sus 61 años echa la vista atrás a una carrera de rally que abarca unas cuatro décadas, registró un total de ocho días en cabeza con Lucas Cruz en las doce etapas.

Las otras dos tripulaciones de Audi también tuvieron un buen comienzo. Los suecos Mattias Ekström/Emil Bergkvist ganaron el prólogo al principio y mejoraron hasta la segunda posición por detrás de Sainz/Cruz en el día de descanso tras seis etapas. Sin embargo, un defecto en el eje trasero en la séptima etapa les arrebató todas sus opciones. Stéphane Peterhansel, plusmarquista con 14 victorias en el Dakar, ocupaba la sexta posición poco antes del ecuador de la prueba, tras su 50ª victoria de etapa en coche y su 83ª en la general. Un defecto en el sistema hidráulico le hizo retroceder, junto a su compatriota francés Edouard Boulanger, hasta la 22ª posición en la sexta etapa.

Ambos equipos se pusieron entonces al servicio del Team Audi Sport. El Director de Audi Motorsport, Rolf Michl, y Sven Quandt, Director del equipo Q Motorsport, socio inscrito, aplicaron una estrategia perfecta en la exigente 46ª edición del rally. Ya fuera abandonando tácticamente antes de la segunda etapa maratón para evitar tener que abrir la ruta o apoyando a los líderes Carlos Sainz y Lucas Cruz, la dirección pudo confiar en sus fuertes equipos de pilotos en todo momento. El personal del equipo también trabajó de forma incansable durante el rally, físicamente exigente, largo y duro. Ekström/Bergkvist terminaron la prueba entre los 50 primeros.

Audi Sport ha dejado madurar el altamente eficiente Audi RS Q e-tron para que sea capaz de ganar en sólo tres años. Bajo la dirección técnica del Dr. Leonardo Pascali, Audi Sport marcó el siguiente hito histórico con el innovador propulsor: después de que la tracción integral quattro cambiara para siempre los rallyes en la década de 1980 y de que, posteriormente, consiguiera múltiples victorias y títulos en el circuito, Audi demostró una gran fuerza innovadora en Le Mans. La eficiente propulsión TFSI, la tracción integral electrificada e-tron quattro y tecnologías individuales como la luz matricial LED y la luz láser de Audi representan un alto nivel de fuerza innovadora y ‘Vorsprung durch Technik’ (‘A la vanguardia de la técnica’). Seguidamente, el primer coche de carreras totalmente eléctrico de Audi debutó en la Fórmula E, antes de que la marca afrontara los desafíos extremos del Rally Dakar y lo completara con éxito como primer fabricante con propulsión eléctrica.

También podría interesarte
Deja una respuesta