Loubet: «Demostramos que el ritmo estaba ahí, pero tuvimos muy mala suerte»

Pierre-Louis Loubet puede haber sido el único piloto de la máxima categoría que no llegó a la meta del Rallye de Montecarlo, pero no se lamenta de su accidentado fin de semana.

Por primera vez en su carrera, el francés disputará las 13 pruebas del Campeonato del Mundo de Rallyes de la FIA con la escudería británica M-Sport Ford. Su temporada arrancó en la primera prueba la semana pasada, pero Loubet se marchó de Mónaco sin sumar ni un solo punto.

Los problemas de Loubet comenzaron en la última especial del viernes por la mañana, cuando la dirección asistida de su Puma falló por completo. Sin asistencia, se vio obligado a conducir el coche durante los tres tramos restantes de la tarde en los Alpes franceses, terminando el día en la 29ª posición de la general.

Las esperanzas de volver a pilotar se desvanecieron rápidamente a la mañana siguiente, cuando Loubet se pasó de frenada en una curva cerrada a izquierdas en la primera especial, chocando contra un puente que le causó daños irreversibles en la suspensión trasera. El último calvario llegó el domingo por la mañana, cuando el piloto de 25 años se fue al suelo después de pasar 25 minutos intentando arreglar una fuga de agua.

Fue, a todas luces, un inicio de pesadilla, pero Loubet no se siente tan abatido como cabría esperar.

En los tramos que pudo completar sin problemas (como el TC16, donde fue el quinto más rápido), el joven piloto se sintió rápido con su Puma. Eso, dice, es algo de lo que estar contento.

«Tienes algunos fines de semana en los que estás fuera de ritmo, y eso es mucho peor que cualquier otra cosa», dijo Loubet a la web del WRC. «Estoy decepcionado porque nos hemos esforzado mucho y al final no hemos conseguido nada, ni siquiera un punto», explicó.

«Pero, si me dicen la semana pasada que en mi primer Monte podría estar marcando un ritmo similar al de Ott [Tänak, compañero de equipo], firmaría inmediatamente. Vale, era su primera vez en el coche, pero conoce los tramos», continuó.

«Demostramos que el ritmo estaba ahí, pero tuvimos, por desgracia, muy mala suerte este fin de semana en todas las especiales. Sinceramente, no hay mucho que podamos hacer, pero creo que ahora he dado un buen paso sobre asfalto», sentenció.

Loubet se centra ahora en el Rallye de Suecia (del 9 al 12 de febrero), una prueba en la que solo ha participado una vez, en 2017.

También podría interesarte
Deja una respuesta